Diario de un parkinsoniano

Página 8

Despejando la X

Ayer por la noche, cuando ya estaba medio dormido y a punto de caer rendido en los brazos de Morfeo, vencido a partes iguales por el cansancio y por la desidia del aburrimiento que produce este dichoso confinamiento, zumbó descarado mi teléfono móvil, advirtiéndome de la llegada de un...


El olor a lluvia mojada

Como cada tarde a las ocho, desde hace ya un interminable mes, hemos salido al balcón, medio adormilados por el cansancio de la rutina, dispuestos a cumplir con el ritual de los aplausos. Se ve y se oye a la gente aplaudir desde sus ventanas y balcones, convertidos...


Memes y memos

Ya han pasado quince días desde nuestro auto encierro. Siempre intento escribir de manera imparcial, pero esta vez no lo puedo hacer. Ni quiero, ni debo. No sé cómo te sientes tú, pero yo tengo un popurrí en mi interior, un revoltijo de sensaciones en el...


El número diecinueve

Ha pasado ya una semana, toda una eternidad, desde que empezó nuestro auto encierro y se nota en el ambiente y en el ánimo de cada uno de nosotros. Esta mañana me ha podido la incertidumbre, la morriña o como demonios quieras llamarlo, así que aprovechando que tenía...


Perdamos el miedo

Todavía no ha amanecido. La mezcla explosiva, a partes iguales, de medicación, insomnio y pensamientos, ha terminado de expulsarme a patadas de la cama, tan mullidita como estaba. Somnoliento, arrastro mis pies hacia la ventana y la entreabro, ansioso por respirar una bocanada de aire fresco, que...